Lo que te han contado es mentira, emprender es un puto infierno.
tienen éxito

¿Por qué algunas personas tienen éxito y otras no?

No tiene más éxito el que más sabe, si no el que mejor se lo monta. En mi vida he visto varios ejemplos de ello. En el colegio tenía un amigo que, literalmente, suspendía todo. Los profesores lo tenían crucificado por ello, y hoy viaja por el mundo diseñando instalaciones eléctricas en lugares paradisíacos. ¿Consideras que tiene éxito? Yo creo que sí. Y ello me lleva a la pregunta ¿Por qué algunas personas tienen éxito y otras no? Pues para responder a ello déjame plantearte una situación.

La decisión del pasillo

Por un momento imagínate que estás frente a un pasillo. Es un pasillo largo, oscuro, con una luz al final, pero que no sabes dónde acaba ni a dónde te llevará. No hay garantías sobre que pasará si continúas por él. Podría pasar lo mejor y lo peor ¿Estarías dispuesto a seguir hacia delante sin saber qué te depara?

Imagínate que avanzas. Estás dispuesto a arriesgarte, y dejas de lado los miedos y el no saber que pasará simplemente por vivir la aventura. A medida que vas avanzando, ves como se van abriendo puertas a los dos lados. Esas puertas se llaman oportunidades. Y son de cuatro tipos:

  1. Oportunidades para adquirir nuevos conocimientos
  2. Oportunidades para mejorar como individuo
  3. Oportunidades para mejorar las acciones que estás llevando acabo para alcanzar tus objetivos
  4. Oportunidades con las que no te hubieras encontrado si hubieras decidido no avanzar

Ahora imagina a otra persona al otro lado del pasillo. Está inmóvil, no avanza, se siente cómodo donde está. Ha decidido que no avanzará hasta que desaparezca la incertidumbre y esté segura que va a tener éxito. Nunca sucederá.

Ahora se realista ¿Tú con cual de los dos te identificas?

Si es con la primera, estás aplicando el principio del corredor. Y ahora me dirás pero ¿qué es esto del principio del corredor?

El principio del corredor: por qué algunas personas tienen éxito y otras no

En los años 80, se llevó a cabo un estudio de 12 años en el que se estudiaban las carreras profesionales de los graduados de MBA de la escuela Babson College.

El resultado del estudio realizado por Rober Ronstadt, fue que los graduados de MBA que tuvieron más éxito, fueron los que crearon varias empresas y prolongaron la duración de sus carreras profesionales mediante lo que Ronstadt llamó “el principio del corredor”. Pero ¿en qué consiste esto?

“El principio del corredor establece que el mero acto de iniciar una empresa, permite a los empresarios ver otras oportunidades de empresa que no pudieron ver ni aprovechar hasta que comenzaron su empresa inicial”

Es decir, que solo por el hecho de iniciar algo, puedes encontrar maneras de iniciar otras cosas de las que no te habrías dado cuenta si no hubieras empezado la primera. Algo así como un dominó de éxito.

Los investigadores del estudio dijeron que la diferencia entre la gente que tiene éxito y la que fracasa, podría resumirse en una palabra: lanzamiento.

Las personas de éxito estaban dispuestas a lanzarse por el pasillo de las oportunidades sin tener ningún tipo de garantía de lo que iba a ocurrir. Mientras que los que no habían hecho nada, seguían esperando que todo saliera bien antes de tan siquiera empezar.

En el lenguaje de la calle, si no arriesgas, no ganas.

Y ahora me dirás: Bueno, esta peña tenía un MBA, yo soy una persona corriente, con una vida corriente y esto no va conmigo. Pues déjame decirte que igual no estás en el pensamiento correcto y que puedes utilizar el principio del corredor en tu vida cotidiana.

El principio del corredor es para cualquiera

Si tienes un techo, conexión a internet y un ordenador o un dispositivo móvil, ya tienes más posibilidades que varios millones de personas en el mundo. Todos los días está en tu mano echarle un par y tomar medidas para alcanzar tus metas: apoyarte en los miedos, salir de la zona de confort u obtener los conocimientos necesarios que te acerquen a tus sueños.

El conocimiento que obtienes a lo largo del pasillo te permitirá ver nuevas oportunidades para mejorar. Oportunidades que jamás habrías visto si no hubieras empezado. Si no hubieras provocado tu lanzamiento al vacío. Si no hubieras tomado medidas.

Solo moviéndote por el pasillo de la vida podrás ver nuevos cruces, nuevas puertas o nuevas oportunidades que se abren. Pero si no hubieras avanzado hubieran permanecido invisibles a tu vista.

Esperar, no abre puertas. Si esperas que todo en la vida sea seguro, seguirás llevando la misma existencia vacía, en el mismo trabajo de mierda, y quejándote de lo que dice y hace el gobierno. Y solo harás que lamentarte mientras estás empotrado en el sofá viendo netflix y viendo como la vida pasa y sigues siendo un fracasado. Es así de duro. Pero tienes que darte de morros con la realidad. Si no tomas acción va a ser así. Te lo aseguro.

Las grandes victorias vienen cuando decides enfrentarte a los grandes miedos e incertidumbres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículo anterior
invertir en criptomonedas

Las plataformas más seguras para invertir en criptomonedas

Siguiente artículo
currículum

El currículum que pondrá cachondo a cualquier reclutador

Total
0
Share